Alberto Fernández encabezó un acto en memoria del Bombardeo a Plaza de Mayo

0
124

El Presidente se comprometió a declarar el 16 de junio como «Día de Duelo Nacional» en memoria «de los muertos y los heridos» de aquella jornada luctuosa ocurrida hace 67 años que dejó más de 350 muertos y más de 1200 heridos.

El presidente Alberto Fernández encabezó hoy un acto en conmemoración del Bombardeo a Plaza de Mayo, al cumplirse 67 años de ese evento trágico que dejó más de 350 muertos y más de 1200 heridos, marcando el inicio del golpe de Estado que derrocó al Gobierno de Juan Domingo Perón e instauró una dictadura cívico militar autodenominada «Revolución Libertadora».

El jefe de Estado se hizo presente en la intersección de las calles Hipólito Yrigoyen y Balcarce frente al edificio del Ministerio de Economía, donde todavía pueden apreciarse marcas de las bombas que estremecieron la democracia de aquellos tiempos.

Acompañado por los legisladores porteños del Frente de Todos, Claudio Ferreño (Presidente de Bloque), Claudia Neira, Victoria Montenegro, Alejandro Amor y Maia Daer Fernández recibió un petitorio para declarar el 16 de junio como «Día de Duelo Nacional» en memoria «de los muertos y los heridos» de aquella jornada luctuosa.

«Prometo hacerlo», señaló el mandatario, y evocó los bombardeos de Plaza de Mayo de 1955 como «un hecho tremendo producto de la brutalidad y la indecencia de quienes fueron golpistas que invocándolo a Cristo mataron a muchos inocentes».

«Se reclama no olvidar un hecho tan tremendo como el que se vivió. Todavía el ministerio de Economía tiene balazos de aquella época», subrayó.

En tanto, Fernández pidió dejar de lado «el negacionismo» sobre hechos que marcaron negativamente la historia argentina, y definió esa actitud como «imperdonable en los tiempos que vivimos porque tenemos que mantener viva la memoria».

«Es una fecha importante en el calendario argentino, es un día luctuoso para toda la Argentina, es un día en el que unos inmorales bombardearon la Plaza de Mayo con el propósito de terminar con un gobierno y se llevaron puesta la vida de cientos de civiles. Es una enorme inmoralidad y enorme indecencia», indicó.

A su entender, en esos bombardeos de junio de 1955 a Plaza de Mayo «empezó la violencia política expresada por el Estado, porque fueron las Fuerzas Armadas las que bombardearon la Plaza».

«Por lo tanto es algo que debemos recordar para que nunca más ocurra. Significa no olvidar, recordar todos los días la importancia de la democracia y de la vida. Negamos la violencia institucional, no la queremos, la despreciamos», agregó el jefe de Estado.

«Tenemos que recordar todos los días que nuestras Fuerzas Armadas han sido creadas para protegernos y no para matarnos ni para hacernos desaparecer como en otros tiempos», dijo al hacer referencia a las dictaduras militares.

Aprovechó la ocasión para celebrar que le toca ser «el primer presidente de la democracia que tiene a toda la oficialidad de las Fuerzas Armadas salidas en la democracia».

Dejar respuesta