Moreno: escuelas en ruinas ponen en peligro a miles de chicos

0
73

Se repite la historia de 2018. Muchas escuelas morenenses se encuentran en ruinas. Peligro de derrumbe, falta de higiene, paredes electrificadas e inseguridad son los principales problemas que denuncian padres del distrito.

Las madres de la escuela especial N° 501 de Moreno están desesperadas. Es el mismo sentimiento de impotencia que viven cientos de padres de los chicos que acuden a las escuelas locales. Parece no haber cambiado nada en los establecimientos educativos de este distrito desde la muerte de dos perdonas en 2018.

«Esperamos algún tipo de respuesta o acción por parte del intendente de Moreno, Walter Festa, o de las autoridades provinciales por el mal estado de las escuelas. Un ejemplo claro es la escuelas especial N° 501. Ante todos los problemas que se observan no tenemos otra opción que hacer una sentada para pedir respuestas. En el medio están nuestros hijos que tienen que empezar las clases bajo condiciones impensadas«, aseguró una mamá.

La escuela especial 501 está destruida y los padres están cansados de vivir esta situación. «Hemos decidido no dejar pasar al director de la escuela ni a los docentes hasta que no se arregle la escuela. Las paredes se caen, las instalaciones de gas están sin terminar, las aulas lo mismo, los techos corren peligro de derrumbre, los baños tapados y así un montón de cosas. Y lo peor es que el inspector firmó la habilitación para que las clases comiencen de manera normal. Que chico y que maestro pueden estar cómodos bajo estas condiciones?, ninguno. Es por eso que decidimos hacer esto«, aseguró Claudia, una de las madres.

Desde el Municipio de Moreno no dan respuestas. Todo lo contrario. Tanto desde el ejecutivo como desde el área correspondiente a educación niegan que la situación de las escuelas sea delicada. La falta de inversión es notable. Los establecimientos educativos de este distrito del oeste del conurbano bonaerense están en ruinas. Calles inundadas, veredas sucias, falta de iluminación, inseguridad, conexiones eléctricas a medio terminar, pozos negros tapados, aulas destruidas y robos son algunas de las denuncias que «llueven» al intendente desde hace tiempo. 

Dejar respuesta