Axel Kicillof y Malena Galmarini inauguraron obras que benefician a 50 mil vecinos

0
84

Se tratan de los trabajos sobre la red primaria cloacal y de agua que dan factibilidad de vuelco y abastecimiento a toda Villa Itatí.

El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, la titular de Aysa, Malena Galmarini, y la intendenta, Mayra Mendoza, inauguraron este miércoles obras de agua potable y cloacas que beneficiarán a 30 mil vecinos del barrio Itatí de Quilmes y a Villa Domínico y Wilde, de Avellaneda.

“Estas obras garantizan el acceso a los derechos básicos, como el agua potable. Esto pasa cuando hay un Estado presente, después de años de desidia. Quiero que pongamos en valor estas obras y remarcar que nada es posible sin el acompañamiento de los vecinos. Que no nos ganen los que desde un estudio de TV”, sostuvo Mendoza.

Se tratan de los trabajos sobre la red primaria cloacal y de agua que dan factibilidad de vuelco y abastecimiento a toda Villa Itatí, ambas ejecutadas por AySA, financiadas por OPISU (Provincia de Buenos Aires), por un convenio firmado en 2018.

La segunda en tomar la palabra fue Galmarini quien sostuvo que “durante los años anteriores” estuvo “viendo como anunciaban obras que no hacían”. “Estuvimos el año pasado para que funcionaran esas cien canillas comunitarias en medio de la pandemia y pusimos en marcha las obras que estaban paradas con deudas millonarias”, sostuvo.

La titular de la empresa estatal también cuestionó a la gestión de Mauricio Macri y María Eugenia Vidal al marcar que “nos dejaron 100 obras paradas y una empresa quebrada”. “No vamos a parar hasta que cada vecino de cada barrio tenga agua y cloacas”, prometió.

En relación a las redes secundarias cabe señalar que inicialmente la OPISU proyectó una obra denominada “Proyecto Sol”, de agua, cloaca y pluvial, que cubría una parte del barrio, la obra se inició a principios de 2019 y quedó paralizada desde fines de ese año.

En tanto, Kicillof remarcó que al comienzo de la pandemia de coronavirus se puso el foco sobre “qué pasaba con que no tenía agua”. “Muchas son obras multimillonarias que ni se ven, con un pensamiento cortoplacista, marketinero y electoral son obras que nunca se hacen”, disparó.

En ese sentido, cuestionó que “algunos se acordaron de Villa Azul e Itatí cuando arrancó la pandemia” pero “cuando el operativo salió bien se fueron a buscar el próximo escándalo para buscar daño político”. “Me parece importante decir que no miramos la realidad por la tele. Lo que nos parece que es el compromiso es permanente”, cerró.

Dejar respuesta