Mariel Fernández acusa a Festa de complicarle la transición en Moreno

0
47

Le exige información sobre la cantidad de empleados municipales y sus sueldos. El intendente dice que las cuentas están en orden.

Mariel Fernández ganó en Moreno después de atravesar una interna feroz contra Walter Festa. Ahora, la intendenta que fue electa con el apoyo de Máximo Kirchner acusa a su antecesor de complicarle la transición por no brindarle información clara sobre la cantidad de empleados que tiene el municipio y sus respectivos sueldos.

El tema de la cantidad de empleados públicos siempre estuvo en el centro de la polémica en el municipio, acaso el más pobre de todo el Conurbano. El tema resurgió en los últimos días porque los municipales tenías prevista una suba del 7,5% en octubre y otra igual en noviembre, pero el aumento no llegó y arrancaron las protestas.

Festa difundió hace unos días un comunicado en el que afirmó que había alcanzado un acuerdo tras una comunicación con Fernandez, que enseguida salió a desmentirlo. «Tomamos conocimiento a través de una publicación del intendente, de un acuerdo gremial supuestamente respaldado por la próxima intendenta. Aclaramos que en esa comunicación que menciona Festa se le solicitó que nos brinde la información respecto a cantidad de empleados municipales y sueldos. Pero jamás respondió. No corresponde que incluyan esa comunicación sobre un acuerdo que nunca existió«, escribió la intendenta hace menos de una semana en sus redes sociales.

En el entorno de Festa buscan bajarle el tono al conflicto. En diálogo con LPO, aseguraron que sus funcionarios se comunicaron después del mensaje lapidario de Fernández. «Toda la información ya la tienen el futuro secretario de gobierno Nahuel Berguier y el de economía, Iván Liendro», aseguran cerca de Festa.

Tanto desde el entorno de Festa como en la mesa chica de Fernández aseguraron  que están intentando acordar una reunión que probablemente se lleve a cabo este miércoles. Sin embargo, cerca de la intendenta electa hicieron una salvedad: «Festa no dejó las cuentas en orden», aseguraron. Hablan de que agregaron gente, pasaron a planta a funcionarios políticos, quisieron acordar paritarias futuras y a todo eso se suma la intención de extender el contrato con El Trébol por la basura, que finalmente Fernández logró dar de baja.

En contraste, Festa dice que deja Moreno con las cuentas en orden y asegura que logró achicar el déficit municipal en 45 millones de pesos mensuales, además de «reorganizar la cobrabilidad para que el municipio sea viable, volcando lo recaudado al pago de salarios y los fondos afectados a sus objetivos».

Lo cierto es que el conflicto de los municipales se fue agravando y este martes hubo una protesta en la puerta de la Municipalidad, que incluyó quema de gomas. Cerca de Festa aseguran que, en todas las reuniones por la paritaria, se les aclaró a los trabajadores que la suba debe tener el visto bueno tanto de la próxima gestión como del tribunal de cuentas para ejecutarse.

Explican que este martes habían acordado ir todos a reclamar al tribunal de cuentas para que se acelerara el proceso. En ese sentido, apuntan directamente a ATE por haber prendido gomas y deslizan que detrás de esa violencia está el ex intendente Mariano West, que buscaría que Festa entregue el gobierno en conflicto.

El traspaso de Festa y Fernández se prevé conflictivo. La dirigente, que será la primera intendenta de Moreno, ganó ante Cambiemos con el 60% de los votos, pero deberá afrontar una interna que sigue tensa e incluso se reflejará en el Concejo Deliberante, donde al menos cuatro ediles responden al ex intendente.

Fuente:LPO

 

Dejar respuesta