Se aprobó en la Legislatura bonaerense la Ley Impositiva 2020

0
32

El proyecto que había sido aprobado primero en Diputados y luego modificado en el Senado fue convertido en ley finalmente por la Cámara baja en la noche de hoy, y el Gobernador ahora cuenta con la normativa que fija los impuestos y alícuotas para el corriente año. Todos los cambios que se hicieron a pedido de la oposición. Se eligieron más autoridades en Diputados

El oficialismo debió ceder a varios cambios que pedía la oposición, y luego de una maratónica jornada en la que hubo tres sesiones, se aprobó por mayoría el proyecto de Ley Impositiva 2020.

Luego de 16 días desde que se presentara la normativa por parte del Ejecutivo, Axel Kicillof ahora cuenta con la herramienta con la cual aumentará la recaudación bonaerense, aunque debió resignar algunos puntos por los que peleó la oposición, como el tope máximo para el aumento inmobiliario, que finalmente quedó establecido en el 65% y no en el 75 como rezaba el proyecto original.

Primero Diputados votó un proyecto que al llegar al Senado fue modificado, lo que obligó a que la Cámara baja volviera a tratar el expediente, ahora con os cambios establecido por los senadores, donde Juntos por el Cambio tiene mayoría.

Sin privarse de las chicanas y de los cruces picantes, desde el oficialismo y la oposición mostraron sus posturas en cada una de las sesiones. En el Frente de Todos se insistió en que ellos defienden los intereses de los más pobres y que Juntos por el Cambio defendió los intereses de los sectores más concentrados. El titular de la bancada, Facundo Tignanelli, en el cierre de la noche y antes de culminar el debate, culpó a Jorge Macri (intendente de Vicente López) de haber instalado que la ley se trataba de un “impuestazo”.

En tanto, desde la oposición insistieron en que el proyecto no era progresivo en cuanto a la defensa de quienes menos tienen, y se mostraron contentos con los cambios realizados, aunque insistieron que debieron ser más. Por caso, en la última discusión el presidente del bloque de Juntos por el Cambio, Maximiliano Abad, acusó a que el oficialismo quería subir la alícuota de Ingresos Brutos al servicio de televisión por cable, “que es el entretenimiento que más consumen los pobres, mientras que durante su gobierno anterior (el de Cristina) instalaron el fútbol para todos”.

En Diputados, el bloque de Cambio Federal votó en contra de las subas en los  impuestos Inmobiliario  Urbano y Rural  aprobadas por Juntos por el Cambio y el Frente de Todos.

“No vamos a avalar la suba acordada por Juntos por el Cambio y el Frente de Todos porque seguimos sosteniendo el proyecto que presentamos esta tarde, que toma los incrementos dispuestos en la Ley Impositiva 2018 impulsada por la ex gobernadora María Eugenia Vidal”, señaló el presidente de esa bancada, Walter Carusso.

En ese sentido, sostuvo que “en la propuesta que se está votando sigue habiendo casi 270 mil contribuyentes del impuesto Inmobiliario Urbano que van a pagar el 75% de aumento.  Nosotros insistimos que esa suba  debe ser aplicada a las propiedades con una valuación fiscal superior a $2.250.000, como lo hicimos en 2018, y que en el caso de que se abone en una cuota contado antes del 31 de marzo del corriente año la suba sea del 55%”.

Y en cuanto al Inmobiliario Rural el rechazo se basó en que “la alternativa planteada por nuestro bloque disponía que se pagará el 55% cuando las valuaciones correspondientes al año 2019 de la tierra libre de mejoras sea superior a $3.000.000 y la superficie de la tierra libre de mejoras sea inferior o igual a 2.000 hectáreas; y el 55% si se abona en una cuota contado antes del 31 de marzo del corriente año o 75% si se abona en cuatro cuotas, cuando las valuaciones correspondientes al año 2019 de la tierra libre de mejoras sea superior a $3.000.000 y la superficie de la tierra libre de mejoras sea superior a 2.000 hectáreas”.

Tras la sesión, desde el massismo señalaron que «con estas acciones, está claro a quién defiende cada uno”, y destacaron que «otra vez Cambiemos eligió beneficiar a las cerealeras, a las corporaciones de cable, a las estancias y mansiones de la provincia, en lugar de defender a los bonaerenses.»

«Trabajamos en un proyecto consensuado, para que los que más tienen aporten más, pero escuchando los pedidos de Cambiemos que cuando tuvo que votar la Ley y garantizar la gobernabilidad, decidió introducir beneficios para las corporaciones y perjudicar, una vez más a los bonaerenses«, insistieron desde el FR.

«Trabó la ley con cambios para beneficiar a las grandes corporaciones en detrimento de los bonaerenses: les sacó insumos a los hospitales, ambulancias, calles, patrulleros para dárselo a Cablevisión, a Cargill, a Dreyfus y a Syngenta. Está claro a quien defiende cada uno», completaron.

En tanto, una de las modificaciones incorporadas, en este caso por pedido del legislador Matías Ranzini, es que queden eximidas del aumento de patentes al transporte automotor, las sociedades con participación estatal mayoritaria que operen servicios municipales de transporte. Serán beneficiadas, con esta inclusión las SAPEM de Zárate y la de Bahía Blanca que operan en ambas ciudades el transporte urbano de pasajeros.

Dejar respuesta