Con el foco en la campaña presidencial, Larreta encabezó la apertura de sesiones en la Legislatura

0
68

En su último discurso ante la Legislatura, el jefe de Gobierno porteño cuestionó al Frente de Todos por el avance del narcotráfico, el reparto de planes sociales sin control, la inflación y la presión impositiva.

El jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, encabeza la apertura de sesiones en la Legislatura local. En pleno año electoral, y tras el anuncio de su precandidatura a presidente, Larreta hace un repaso de su gestión en un discurso con tonos de mensaje de campaña: “Es hora de retomar el camino que se inició en 2015″.

La ceremonia de apertura comenzó poco antes de las 9 en el recinto de sesiones. “Este 2023 es mi último año de gestión en la Ciudad y, la verdad, es un momento muy emotivo para mí”, arrancó su discurso Larreta, que concluirá en diciembre su segundo mandato con la imposibilidad de renovar.

En plena interna del PRO, Larreta no se olvidó de nombrar a su mentor, Mauricio Macri, “con quien iniciamos estas transformaciones en 2007, y que pudimos continuar y profundizar desde 2015 hasta hoy”.

El alcalde porteño hizo un recorrido por los 16 años que estuvo en el Ejecutivo local (los primeros ocho como jefe de Gabinete de Mauricio Macri y los restantes como jefe de Gobierno) y las políticas implementadas con el foco puesto en educación, seguridad, salud y transformación urbana.

“Hoy, en la Argentina, la situación es alarmante. Cada año que pasa vemos que la educación no mejora. Por eso tenemos que ir más a fondo. encarar la revolución educativa más ambiciosa de la historia”, sostuvo al respeto.

Sobre el trabajo, Larreta recordó que es “progreso y dignidad” y aseguró que “es urgente generar trabajo en la Argentina para que nunca más ningún argentino sienta que no tiene lugar en su tierra”.

El rol del Estado

Fiel a sus posturas liberales, Larreta llamó a “reducir el peso muerto del Estado sobre el sector privado, porque son las empresas las que generan trabajo, no el sector público”.

“Para eso hay que terminar con el déficit fiscal, bajar impuestos y dar batalla a fondo contra la inflación, que no solo angustia a millones de argentinos, sino que también es una muralla contra la producción y el trabajo”, continuó.

En su opinión, el Estado debe ser “un promotor”, “el que identifique a los sectores estratégicos con mayor potencial de crecimiento para mejorar sus condiciones y acompañarlo en su desarrollo”.

“Nuestro país puede generar millones de puestos de trabajo si cuenta con un Estado que impulse la iniciativa privada, y le devuelva a la Argentina su perfil exportador. Es difícil, pero se puede, y la Ciudad es el mejor ejemplo de eso”, afirmó.

El avance del narco y el reclamo por las taser

“Los países crecen desde la libertad, no desde el miedo. Por eso, la seguridad es otra prioridad central de nuestro gobierno”, afirmó Larreta que recordó los buenos resultados de su gobierno en materia de seguridad.

“Todos los delitos bajaron en Buenos Aires. Hoy no es imposible que te pase algo en la Ciudad, pero sí es much menos probable. Tenemos la tasa de delitos más baja desde que hay registro y hoy somos la capital más segura de América Latina”, afirmó.

Larreta alertó asimismo sobre la “crisis de seguridad sin precedentes” y denunció el avance del narcotráfico “en el conurbano, en Rosario y en Córdoba”, habló del conflicto mapuche “con violentos usurpando tierras y amenazando la soberanía en la Patagonia” y de las “mafias apretando y bloqueando empresas y con los delincuentes adueñándose de los barrios”.

También reiteró su reclamo al Ejecutivo nacional por las pistolas taser. “El gobierno nacional tiene que liberar la importación y permitirnos capacitar a nuestros agentes para que tengan más herramientas en situaciones de mucha concentración de gente. En esto no puede haber ideología ni mezquindad política, a la gente hay que cuidarla siempre”.

Criticas a los planes sociales “que no funcionan”
Horacio Rodríguez Larreta no ahorró en críticas a la gestión de los planes sociales por las organizaciones sociales “que nadie votó y que se aprovechan de la gente para hacer política”.

“Hoy los planes sociales no funcionan, no ayudan a terminar con la pobreza. Tenemos que terminar con el modelo de asistencialismo crónico que genera dependencia, y pasar a una asistencia sin intermediarios, que sea por un tiempo determinado y que exija una contraprestación a cambio, tal como sucede con los programas sociales de la Ciudad”, sostuvo.

 

Dejar respuesta