Kicillof llamó a paritaria docente para el próximo 10 de febrero

0
48

Desde el Gabinete reconfirmaron que no habrá oferta de cláusula gatillo en la negociación. La convocatoria también alcanza a los trabajadores estatales.

Desde el gobierno de la provincia de Buenos Aires anunciaron que el próximo lunes 10, se llevará a cabo la primera reunión paritaria con el Frente de Unidad Docente Bonaerense. La medida de la gestión de Axel Kicillof fue anunciada después del escándalo por el no cumplimiento de la deuda docente. La cita será en la sede del ministerio de Trabajo bonaerense y también abarcará a los estatales.

Vale recordar que, en las últimas horas, y al día siguiente de anunciar el pago con fondos propios a los bonistas, el gobierno de Axel Kicillof informó a los gremios docentes que no cumplirá con una parte del acuerdo salarial de la gestión predecesora de María Eugenia Vidal. Es que, conforme lo detallado en un comunicado oficial, el pago de una deuda en pleno cambio de administración, se contabilizará en marzo entrante.

“El gobierno de la provincia de Buenos Aires confirma que se respetará lo acordado en la paritaria docente 2019. La provincia comunicará a los gremios docentes el mecanismo para el pago de la suma que quedó remanente por la diferencia del mes de diciembre último, que comenzará a saldarse en el mes de marzo”, sostiene el mensaje oficial. Al mismo tiempo, apuntala el no cumplimiento de la deuda docente a la situación financiera: “Como es de público conocimiento, la situación financiera de la Provincia es sumamente compleja. Pese a estas dificultades, reafirmamos nuestro compromiso con las trabajadoras y los trabajadores bonaerenses. Seguimos trabajando para poner a la provincia de pie”.

Es decir, la administración de Kicillof no saldará la deuda este 6 de febrero como estaba estipulado en un inicio, sino que la “reperfilará” para el mes entrante. La noticia generó revuelo en el mundillo político que adjudicó el cumplimiento con los acreedores anunciado el martes último al posterior no cumplimiento con los docentes anunciado el miércoles. “Kicillof se comprometió a pagar todo el vencimiento de capital e intereses de la deuda y hoy vuelve a postergar a los docentes que ganan una miseria salarial, una vergüenza”, lanzó la ex precandidata a presidenta, Manuela Castañeira.

En lo llano, el incumplimiento de la Provincia es en parte. Así lo detalló uno de los dirigentes de la oposición, Eric Simonetti. “A los bonistas se les paga el 100% y a los docentes nos recortan la aplicación de la cláusula gatillo”, lanzó. Es que, la cláusula gatillo se pagará efectivamente este viernes 7 de febrero, pero no estará presente el saldo de la deuda correspondiente a diciembre y habrá que esperar hasta marzo.

La misma postura tomó el Frente de Unidad Docente Bonaerense (FUDB), que lanzó un comunicado oficial en el que asegura haber tomado medidas. “Según un comunicado del Gobierno bonaerense, la cláusula gatillo correspondiente al último trimestre del 2019 se efectivizará el 7 de febrero. Asimismo, el Gobierno Provincial notifica que no puede hacer frente este mes al remanente correspondiente a diciembre, el cual saldará durante marzo. Desde el Frente de Unidad Docente Bonaerense estamos realizando en este momento el reclamo correspondiente”, detallaron acatando la postergación.

En tanto, el sindicalista titular de SUTEBA, Roberto Baradel, lanzó una tenue crítica desde las redes sociales, en las que aseguró que “el salario docente” es “una prioridad”. De esa manera, señaló que SUTEBA “demanda que se abone el remanente de la deuda”.

«No nos fue agradable el anuncio de Kicillof pero somos conscientes del estado en que dejaron la Provincia«, expresó Baradel y agregó: «los opositores que hablan de la situación de los docentes no tienen cara realmente».

De esa manera, en declaraciones radiales señaló: «Esperamos que el gobernador anuncie lo antes posible la fecha de cobro del remanente del salario docente que postergó. Le pedimos a Kicillof precisiones sobre el remanente del salario docente que postergó, más allá que la situación sea compleja»

En ese marco, el gobernador bonaerense dijo que lo primero que hizo al asumir su gestión, en diciembre pasado, «fue encarar el tema de la infraestructura escolar» y consignó que se relevaron 750 escuelas que no estaban en condiciones de empezar las clases en marzo, ante los reclamos de los gremios por la postergación de pago de un remanente de diciembre en los salarios docentes.

«No voy a hablar de tragedias ni golpes bajos, pero relevamos 750 escuelas que no estaban en condiciones de empezar las clases. Empezó el plan para que puedan iniciar las clases en marzo, cosa que no venía pasando porque había muchas escuelas cerradas por esta cuestión», sostuvo esta mañana el mandatario en declaraciones radiales.

Fuente: La Tecla

Dejar respuesta