Boca le ganó a San Lorenzo y se metió en la zona de clasificación

0
24

En el estadio La Bombonera, el «Xeneize» derrotó al «Ciclón» por los goles de los uruguayos Edinson Cavani y Miguel Merentiel mientras que el paraguayo Adam Bareiro había abierto la cuenta.

Boca le ganó 2-1 a San Lorenzo, en condición de local, en el marco de la duodécima fecha del Grupo B de la Copa de la Liga y trepó a la cuarta posición con 19 puntos.

En el partido disputado en el estadio La Bombonera, el paraguayo Adam Bareiro abrió la cuenta a los 9 minutos de juego y el uruguayo Edinson Cavani lo empató a los 42 minutos de la primera parte. El charrúa Miguel Merentiel le dio el triunfo a Boca a los 39 del complemento.

Con este resultado, los de Diego Martínez alcanzaron los 19 puntos y treparon a la cuarta posición, relegando a Estudiantes de La Plata al quinto lugar y quedando entre los cuatro primeros que, por ahora, clasifican a los playoffs. El próximo sábado desde las 17 visitarán a Newell’s Old Boys de Rosario en el estadio Marcelo Bielsa.

Por su parte, el equipo de Ruben Darío Insua cortó su racha de dos victorias consecutivas y quedó, matemáticamente, afuera de los playoffs de la Copa de la Liga. El próximo sábado desde las 19.15 recibirá a Defensa y Justicia en el estadio Pedro Bidegain.

Rapidamente, el “Ciclón” abrió el marcador a los cinco minutos de juego con el gol de penal del paraguayo Adam Bareiro. El mismo capitán azulgrana ingresó al área cuando fue tomado de arriba por Cristián Lema que le cometió penal y el ex delantero de Monterrey de México picó el penal para poner el 1-0 en La Bombonera.

Tras tomar los hilos del partido, el “Xeneize” llegó al empate gracias al uruguayo Edinson Cavani a los 42 minutos. En una serie de toques, Cristián Medina metió el pase al punto penal al ex Manchester United que, mano a mano ante el arquero Facundo Altamirano, definió cruzado y marcó el 1-1.

Ya en la segunda parte, el partido se fue apagando con alguna que otra situación aislada del local, controladas por el arquero Altamirano, y con mucha fricción en la mitad del campo de juego.

A pesar de la apatía que reinó en el complemento, el “Xeneize” pudo terminar de dar vuelta el encuentro, a los 39 minutos, por el gol del charrúa Miguel Merentiel. Luego de una pared con Kevin Zenón, Dario Benedetto ingresó al área para picarsela al arquero Altamirano y que el ex delantero de Palmeiras la empuje abajo del arco para asegurar el 2-1.

Dejar respuesta