En un Superclásico de alta tensión, River y Boca igualaron en el Monumental

0
48

Fue 1 a 1 en Núñez. Pablo Solari adelantó al Millonario, mientras que Cristian Medina igualó para el Xeneize.

River mereció más, pero igualó 1 a 1 con Boca en un atractivo Superclásico que disputaron este domingo a la tarde, en el estadio Monumental, en el marco de la séptima jornada de la Copa de la Liga Profesional 2024.

El delantero Pablo Solari, a los 3 minutos del segundo tiempo, adelantó al Millonario, mientras que el mediocampista Cristian Medina, a los 25 del mismo período, marcó la igualdad para la Xeneize.

Con este resultado, el equipo de Martín Demichelis llegó a las 13 unidades y alcanzó a Independiente como líderes de la Zona A, aunque podrían ser superados, mientras que los de Diego Martínez suman 10 puntos y se mantienen fuera de la clasificación para lo play-off de la Zona B.

River tuvo un comienzo arrollador, en el que apeló a un ritmo frenético para asfixiar a Boca, arrinconarlo en su propio campo y obligarlo a resistir ante los ataques punzantes de Esequiel Barco y Solari.

En la faceta ofensiva, fue González Pirez quien tuvo la primera clara para abrir el marcador, pero malogró la acción.

Boca estuvo perdido por momentos, aunque logró tomar algo de oxígeno cuando consiguió tener la pelota y realizó unos tibios avances que no lograron tener éxito.

River se adueñó por completo de la posesión, dominó a su gusto, explotó las bandas y tuvo un Facundo Colidio activo -incluso estrelló un remate en  el palo-, para dejar sin respuestas a un rival que tuvo a Kevin Zenón con la lucidez suficiente para revelarse y tratar de conducir al equipo.

Al verse superado y con claros problemas para generar juego, Boca aprovechó cada falta que tuvo para meter la pelota dentro del área mediante los tiros libres y la pegada del Zenón, pero no encontró las herramientas para doblegar a un Franco Armani que respondió de forma positiva cada vez que fue exigido.

En el amanecer del complemento, River resolvió su problema de eficacia y abrió el marcador: Solari picó al espacio y definió ante el arquero Sergio Romero, a quien venció tras un rebote. El tanto fue chequeado mediante el VAR y posteriormente fue convalidado.

Luego del tanto, el partido entró en un ida y vuelta punzante, en el que los locales coquetearon con la oportunidad de ampliar el resultado, mientras que la visita empezó a encontrar espacios y pudo atacar de manera más sólida.

Aunque River fue levemente superior, el manejo de la pelota por parte ambos equipos no fue el mejor y las falencias se desnudaron, algo que le costó muy caro al equipo de Martín Demichelis: la banda derecha volvió a fallar y Medina empujó dentro del área la pelota para darle la igualdad a Boca.

El final del partido tuvo al Millonario lanzado al ataque, ante la exigencia de su público que asistió en gran masa, pero las malas resoluciones y las intervenciones de «Chiquito» Romero privaron que al local del triunfo.

Dejar respuesta